¿Qué es una pila de combustible?

31 Julio 2023 - Actualizado 08 Agosto 2023

La pila de combustible es un artefacto que sirve para convertir la energía química en energía eléctrica. Este dispositivo se usa para producir tanto agua, como electricidad en forma de calor o de corriente continua.

Generalmente, estas pilas se emplean en sectores como los medios de transporte y el automovilismo. Aunque también es frecuente verlas dentro del engranaje de dispositivos móviles como los portátiles y los smartphones o como generadoras de electricidad en grandes centrales y edificios.

¿Cómo funciona una pila de combustible?

Para entender cómo funciona una pila de combustible hay que tener en cuenta que tiene diferentes partes. La primera de ellas es el polo positivo o cátodo, la segunda el polo negativo o ánodo y finalmente se encuentra el electrolito intercalado que está inmerso entre los electrodos permitiendo el paso de iones, que son átomos que están cargados positiva o negativamente.

Su funcionamiento se basa en alimentar a la propia pila con hidrógeno. Este componente se envía al ánodo a través de un catalizador que genera iones de carga positiva y que se desplazan hasta el cátodo por medio del electrolito. Todo este proceso induce una corriente que genera electricidad.

Tipos de pila de combustible

Entre las pilas de combustible hay diferentes tipos.

  • El primero y más antiguo es la pila alcalina. Se diferencia del resto en que contiene electrodos que están separados por un electrolito de hidróxido y saturados en una solución alcalina.
  • En segundo lugar, se encuentra la pila de combustible de óxido sólido que aporta energía a comercios y zonas residenciales. Se caracteriza por estar formada por una capa de electrolito de cerámica sólida. Para que pueda funcionar esta cerámica se calienta por encima de los mil grados centígrados con el objetivo de conducir iones de oxígeno.
  • Otra modalidad es la pila de combustible de membrana de intercambio de protones. Este dispositivo usa una membrana especial electrolítica para mover los protones entre el cátodo y el ánodo.
  • También se puede encontrar la pila de combustible de carbonato fundido que funciona a altas temperaturas, y la de combustible de ácido fosfórico que hace de base de electrolito y que se usa para generar energía estacionaria. Esta pila de combustible se caracteriza por tener un rango de potencia que se encuentra entre los 100 kW y los 400 kW.