10 posibles ideas y soluciones al cambio climático

18 Agosto 2021 13:00 6 min

Revertir el cambio climático ha dejado de ser un punto más de la lista de las prioridades de los gobiernos, para convertirse en “la prioridad” número uno. Los retos partidistas han quedado sepultados bajo la emergencia.

Las instituciones más influyentes de la economía a nivel global se han puesto manos a la obra y han comenzado a fomentar y desarrollar las soluciones más adecuadas para disminuir la contaminación.

Por suerte, las soluciones para mejorar la situación son diversas y en ellas debe haber una colaboración, tanto por parte de las altas esferas a la hora de implantar políticas como por parte de los consumidores.

Si quieres conocer algunas de las soluciones en las que puedes colaborar y contribuir así a la lucha contra el cambio climático, hoy te mostramos las diez más importantes.

1 - Reciclar más y mejor

Sí, parece evidente y algo en lo que ya estamos inmersos desde hace años, pero aún no es suficiente. Aunque en España somos líderes en el reciclaje de plásticos, aún suspendemos en la gestión de los residuos en vertederos.

En 2020 no superamos el objetivo marcado por la Unión Europea de reciclar, al menos, el 50% de los desechos municipales.

Esto quiere decir que debemos esforzarnos aún más todos los productos que consumimos. Aunque estemos aprobados en plástico, tenemos que actuar correctamente frente al cartón o el vidrio.

Y no solo eso, también es importante concienciarnos de que el cubo de basura orgánico no es un cajón mágico donde desechar la ropa, los aparatos eléctricos o las pilas.

Por ello, Ecoembes, pone a tu disposición diferentes puntos limpios distribuidos en el país para que todo el mundo tenga la oportunidad de reciclar adecuadamente sus residuos.

2 - Reutiliza todo lo que puedas

La compraventa de productos de segunda mano es una excelente solución para combatir el cambio climático. Si, por ejemplo, decides vender un vaquero en una tienda de segunda mano, evitarás que se gasten 10.000 litros de agua en la producción de uno nuevo.

Más allá de evitar que estos productos contaminen al desprendernos de ellos, contribuirás que otra persona renuncie a comprar uno nuevo.

No siempre es posible, pero hay que optimizar en los casos que sí lo sea. Hablamos de libros, muebles y otros artículos que tradicionalmente han tenido varias vidas, pero que están cayendo derrotados frente al consumismo.

3 - Un consumo eficiente en casa

Siguiendo con las soluciones más cercanas a ti, el consumo energético que haces en tu casa también es importante.

De nada sirve reciclar de forma adecuada si luego, por ejemplo, dejas el ordenador encendido cuando no lo utilizas.

Para contaminar lo menos posible no hace falta renunciar a las comodidades que nos ofrecen los aparatos eléctricos, solo basta con hacer un uso adecuado de ellos:

  • Compra los electrodomésticos que mejor calificación energética tengan.
  • Utiliza el lavavajillas y la lavadora solo cuando estén cargados por completo.
  • Usa bombillas LED para consumir menos energía eléctrica.
  • Apaga la luz de las habitaciones cuando no estés en ellas.

4 - Compra responsable

Los productos de gran consumo ya sean de alimentación o de limpieza, han evolucionado en los últimos años. Y sí, hoy algunos son más sostenibles que otros.

Por ello, te animamos a elegirlos cuando puedas a la hora de comprar.

  • Alimentación: si compras productos locales y de temporada contribuirás a la disminución de la emisión de gases contaminantes, como el CO2 o el óxido de nitrógeno.
  • Limpieza: teniendo en cuenta la necesidad que cubren, estos contienen productos químicos en su composición. Por suerte, y gracias a los avances en investigación, puedes ver en el mercado productos sostenibles e igual de eficaces.
  • Productos biodegradables: por suerte, estamos viendo cómo poco a poco muchos productos que en su origen eran de plástico se están fabricando con materiales biodegradables.

Las bolsas, el packaging de muchos productos y hasta las pajitas de los refrescos ya son biodegradables. Cuando tengas la oportunidad de elegir estos, hazlo ya que su descomposición no daña el medioambiente.

5 - Apoyar proyectos de sostenibilidad

Si bien gran parte de las medidas que se llevan a cabo para abatir el cambio climático vienen directas del acuerdo entre instituciones gubernamentales e internacionales, existen otro tipo de proyectos paralelos igual de importantes y que se merecen todo tu apoyo.

Cada vez es más habitual ver cómo plataformas de crowdfunding como EcoCrowd nacen para desarrollar diferentes proyectos de sostenibilidad.

Sus iniciativas son muy diversas: desde la protección de los bosques o el desarrollo de la agricultura biodinámica hasta la fabricación de productos hechos a partir de materiales reciclados.

En España, por ejemplo, Fundación Desarrrollo Sostenible, impulsa las campañas locales impulsadas por civiles para preservar y cuidar el medioambiente de sus municipios.

6 - Energías Renovables

Las energías renovables son la solución a muchas de las circunstancias que han provocado el cambio climático.

Solar, hidráulica, mareomotriz o eólica; las energías alternativas son más accesibles que nunca y están viviendo un auténtico periodo dorado (no ese que prometieron hace dos décadas).

Además de contar con compañías como EnergyGO que te ofrecen energía 100% renovable, puedes generar la tuya propia instalando tus propios paneles solares, algo que ya hacen compañías como Google.

7 - Utiliza el transporte público

El fin del coche de combustión ya tiene fecha: 2035. La Unión Europea ha tomado esta medida debido a su alta contaminación.

Por ello y hasta entonces, una buena solución para reducir lo máximo posible su huella medioambiental es utilizar el transporte público todo lo que podamos.

Algo muy útil en las ciudades, donde se ha llegado a limitar la entrada de ciertos vehículos para reducir la emisión de gases contaminantes.

El transporte público se esfuerza cada vez más en volverse sostenible, como el Metro de Madrid, quien ha reducido en un 26% su huella de carbono.

8 -Los vehículos eléctricos

Es el siguiente paso. La oferta de vehículos eléctricos no ha dejado de crecer en los últimos años. Hoy, casi todas las marcas cuentan con modelos utilitarios, compactos y SUV de esta categoría.

Si decides comprarte un coche eléctrico no solo reducirás en gastos de combustible, sino que también conseguirás que tu coche no emita ningún gas contaminante.

Las facilidades para tener uno hoy en día son diversas. Además de las ayudas ofrecidas por parte del gobierno, cada vez es más habitual ver electrolineras o cargadores en parkings públicos.

9 - Cuida los espacios verdes

Además de combatir el cambio climático en tu propia casa, a la hora de comprar o cuando quieres desplazarte, es importante que lo hagas cuidando de tu entorno.

Por ello, cuando visites un espacio verde, como un parque protegido, cuídalo como si fuera tu propio hogar.

Además de no desechar en él tu basura, en España está prohibido hacer fuego en aquellas zonas no autorizadas. De esta manera se evitan incendios que a la larga perjudicarán también al medioambiente.

Los espacios verdes son los pulmones de nuestro planeta y tenemos que cuidarlos más que nunca.

10 - Educación

Las futuras generaciones serán las encargadas de dar continuidad a las diferentes soluciones en las que estamos trabajando actualmente.

Una educación basada en la sostenibilidad medioambiental será la herramienta más importante para combatir el cambio climático.

Además, también es importante que te mantengas informado tanto de la situación actual como los diferentes avances que se hacen al respecto.

En EnergyGO queremos ofrecerte toda la información posible para que puedas combatir el cambio climático. Si además quieres contar en tu casa con una energía 100% renovable, llámanos al 900 622 700 o visita nuestra web.

LO + TOP
Artículos relacionados