¿Qué son los electrodomésticos a +++?: el ahorro en números

25 Junio 2021 11:00 5 min

El pasado 1 de marzo de 2021 entró en vigor la nueva nomenclatura de eficiencia energética en la Unión Europea. Esto acababa de un plumazo con las infinitas variantes de la categoría A que habían ido apareciendo desde el año 2010.

Muchos productos hasta entonces catalogados con el máximo galardón (incluidos los “pluses”) pasaban a tener una etiqueta B o C. No significa que fueran peores, sino que estaban adaptados a los nuevos estándares.

Desde entonces un electrodoméstico categoría A es mucho más eficiente que otro homólogo previo al cambio normativo. De hecho, en la actualidad son imposibles de encontrar. No es un error, sino una decisión consciente de los legisladores.

La idea es dejar espacio para que los fabricantes innoven y consigan aparatos todavía más eficientes. Esos sí serán A y marcarán nuevos estándares en materia de ahorro energético. "La clase A inicialmente estará vacía para dejar espacio para desarrollos tecnológicos".

Esta novedad, sin embargo, llegó con un margen de aplicación. Aunque el nuevo etiquetado ya está en vigor, los fabricantes tienen hasta final de año para agotar existencias de productos con la antigua nomenclatura.

Por eso en EnergyGO creemos que sigue siendo interesante detallar qué son exactamente los electrodomésticos A+++, y más aún, qué beneficios reportan en números concretos.

lavavajillas eco

Pensar y después comprar: ¿merecen la pena los electrodomésticos A+++?

Teniendo en cuenta que suponen más de un 50% del consumo eléctrico de los hogares no hay mucho espacio para la duda: sí, es totalmente aconsejable mirar el etiquetado antes de comprar un electrodoméstico.

Si quieres números te los damos. A esta pegatina se la conoce oficialmente como Índice de Eficiencia Energética (IEE) y se orienta en base a la media de consumo de mercado. Es decir, que cada porcentaje hace referencia a ese número base.

  • A +++: < 22%
  • A ++: 22 - 33 %
  • A +: 33 - 42 %
  • A: 42 - 55 %
  • B: 55 - 75 %
  • C: 75 - 95 %
  • D: 95 - 110 %
  • E: 110 - 125 %
  • F: 125 - 150 %

Esto quiere decir que mientras un aparato A+++ consume un 22% menos de energía que la media, uno F sobrepasa la referencia en un 150%. Si comparamos los extremos nos encontramos con una diferencia que roza el doble porcentual.

Ahora, aunque los pluses del A están desapareciendo, los electrodomésticos más eficientes (los mencionados A+++) son B o C. O lo que es lo mismo, la nueva categoría A reflejará una eficiencia muy superior al -22% actual del tope.

¿Hasta dónde llegarán? Nadie lo sabe. Actualmente los fabricantes pueden añadir el porcentaje de ahorro junto a la categoría, para indicar un porcentaje aún más bajo. No es raro ver, por ejemplo, “A+++ (-50%)", en un producto todavía más eficiente.

¿Cuánto ahorro con un electrodoméstico A+++?

Para conseguir una etiqueta A+++ el fabricante no solo tiene que conseguir que el aparato alcance el porcentaje de eficiencia establecido. En la pegatina también se incluyen otros baremos de ahorro.

  • Volumen de espacio para refrigerados: se muestra en litros y nos permite saber qué trabajo podemos manejar con las neveras.
  • Ruido: reflejado en decibelios y clasificado desde la “D”, muy ruidoso, hasta la “A”, prácticamente silencioso. Un electrodoméstico de estos últimos resulta crucial para poder aprovechar el nuevo sistema de discriminación horaria.
  • Volumen de espacio para congelados: también indicado en litros. Este parámetro es crucial para poder conservar más alimentos y reducir el nivel de desperdicios (de acuerdo con el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, se tiran 31 kilos/litros por persona al año).

Teniendo todo esto en cuenta, si compramos un frigorífico A+++, además de abaratar nuestra factura de la luz, estaremos consiguiendo un producto silencioso y con una gran capacidad de carga. ¡Un gran acierto!

Si dispones de un lavavajillas A+ que consume 1,02 kWh y quieres cambiarlo por uno A+++ que consume 0,83 kWh, el ahorro es de un 20%, contando solo la energía, porque muchas veces este ahorro también va ligado al consumo de agua”, apuntan desde Leroy Merlín.

Este ahorro se puede trasladar sin ningún problema a secadoras, fuentes de luz y hasta televisores. Eso sí, tendrás que contextualizar el funcionamiento del aparato para saber por dónde estás ahorrando con la etiqueta.

Datos y más datos de eficiencia

Aunque solo es aplicable a los productos de su marca en la categoría de frigoríficos, los datos que ofrece LG para entender el ahorro del etiquetado de eficiencia es muy útil. Echa un vistazo a la tabla y hazte una idea.

A+++ (-40%) A+++ (-20%) A+++ (-10%) A+++ A++ A+
A++ (-40%)
A+++ (-20%) 95€
A+++ (-10%) 142€ 47€
A+++ 192€ 97€ 50€
A++ 378€ 284€ 237€ 187€
A+ 496€ 401€ 354€ 304€ 117€

Hay muchos compradores que creen que por llegar a cualquiera de las variantes de la A ya tienen un producto lo suficientemente sostenible. La realidad, como vemos aquí arriba, es que existen variaciones importantes.

Todos los podrás considerar “ecoeficientes” pero a la hora de la verdad verás diferencias notables en la factura de la luz. Más si hablamos del electrodoméstico que más peso tiene en el consumo de los hogares: más de un 30% del total.

Ahora bien, aunque nos hayamos liado a hablar de ahorro por todas partes en este artículo, ten en cuenta que siempre nos referimos a uno largoplacista. Los aparatos A+++ son bastante más caros que los menos eficientes y no recuperarás la diferencia en poco tiempo.

Lo más seguro es que necesites toda la vida útil del electrodoméstico o una cantidad de tiempo cercana. Y aún así sigue mereciendo la pena el esfuerzo: es un retorno automático que conseguirás sin hacer nada.

Te ponemos un ejemplo: te compras una nevera clase A+++ que cuesta 300 euros más que el otro modelo G sobre el que tenías dudas. Tu elección tiene un consumo anual de 40 euros y el descarte 90 euros.

Al cabo de una década, la vida útil estimada, habrás conseguido ahorrar nada menos que 500 euros. En tu cuenta tendrás un saldo positivo de 200 euros. Estarás siendo responsable con el medioambiente y además ganando dinero.

Tras eso ya solo te quedará elegir una tarifa que se ajuste a tu consumo para tener el sistema más sostenible posible. Y eso es lo que te ofrecemos desde EnergyGO: energía 100% limpia y nacional. Entra en nuestra web o llama al 900 622 700 para pasarte al lado verde de la energía.

LO + TOP
Artículos relacionados